El Lavagnismo entrerriano pidió no avanzar con el BERSA


Osvaldo Quinteros-. Darío Báez; referente del espacio de “Roberto Lavagna” en la provincia, se manifestó contrario a la renovación del contrato con el agente financiero, adjudicó esta posición ante las actitudes del empresariado de la S.A  en la coyuntura de la Pandemia.

Poco compromiso con los clientes, mala atención, intimaciones en plena pandemia, cobro de intereses usureros a los entrerrianos. Son solo algunos de los gestos del “ente financiero” en una coyuntura de crisis sanitaria y económica.
El gobierno provincial va a comprometer a cuatro gestiones de gobierno al firmar un contrato por 15 años con un banco que abrirá tres sucursales, colocará dos cajeros por año y solo se limitará a seguir expandiendo los Entre Ríos Servicios. Es un negocio redondo para el banco, generando el  sometimiento de los entrerrianos, sobre todo de los jubilados, a una atención deplorable por parte del banco. La proliferación de los Entre Ríos Servicios, es una artimaña del Bersa que tiene como fin sacarse empleados y responsabilidades de encima, pero a la vez seguir cobrando.
El Bersa habla de la apertura de 52 Entre Ríos Servicios en Comunas, pero no dice que con esta decisión de seguir incentivando la tercerización del cobro de impuestos, Entre Ríos Servicios, que tiene que poner los empleados, llevar el dinero al banco y eventualmente contratar a alguien en seguridad. No otorga beneficios a los sectores productivos, a los que invierten y generan empleo genuino en Entre Ríos.
La renovación en estas circunstancias es  un  negocio que perjudica al erario público y sabemos que se puede hacer algo mejor: no le sirve ni al Estado ni a los clientes, que hace años vienen padeciendo el pésimo servicio de este banco.
La licitación a la que llamó el gobierno provincial para definir su agente financiero estuvo hecha a medida del Nuevo Banco de Entre Ríos S.A.
Señor gobernador Gustavo Bordet, creemos que en tiempos de vaca flaca los que mas tienen deben hacer el mayor esfuerzo de cara a la realidad que vivimos el Bersa perjudica el día a día de los entrerrianos para hacer usufructo de la crisis.