HISTÓRICO GOLPE A LA PATRIA CONTRATISTA

HISTÓRICO GOLPE A LA PATRIA CONTRATISTA
Por primera vez, se le permite a la prensa oficialista hablar de ellos


SACÁ EL BLOQUEO DE PUBLICIDAD EN NOTICIAS ER

SACÁ EL BLOQUEO DE PUBLICIDAD EN NOTICIAS ER
Los bloqueadores de publicidad no solo impiden nuestro trabajo, nuestra inversión en tiempo y plata, nos quitan independencia y TE ROBAN TUS DATOS DE NAVEGACIÓN .

La Feria del Libro debería ser de los lectores


Joakito-. Finalmente se supo que la Feria del Libro de la ciudad de Paraná se va a realizar en octubre y en las instalaciones del Club Social. Después de varios idas y vueltas, entre editores, libreros y el municipio, se llegó al acuerdo para que pueda realizarse uno de los eventos culturales más importantes del año, después de la Fiesta Nacional del Mate
Antes que cualquier advenedizo lector quiera recurrir a la chicana, me le adelanto y reafirmo lo dicho más arriba: La Feria del Libro es uno de los eventos culturales -organizados por el municipio- mas importantes que tiene la ciudad. Este advenedizo lector chicanero seguro dirá que la Fiesta de Disfraces por su masividad es mas importante. Bien, no creo que salir a emborracharse disfrazado de minios o de gatúbela revista algún atributo cultural.
Una Feria del Libro debe ser pensada como un gran evento cultural y no como un shopping a cielo abierto. Debe ser pensada para que se sumen -a pesar de la crisis que atraviesa el sector editorial- más compradores, que los autores locales y de afuera, puedan mostrar sus obras, y fundamentalmente, la búsqueda de cada vez más lectores. Esos deberían ser los pilares que fundamentan a cualquier Feria del Libro, sea la de Paraná, la de Barcelona, la de Pergamino, o la de Rural.
Las Ferias del Libro, no son organizadas para la venta de libros, por raro que esta afirmación parezca, el objetivo de estas ferias son que cualquiera de los ciudadanos que asistan, mas allá de si compran o no un libro, se vigoricen culturalmente para que durante el resto del año, esté buscando los libros que vio, pero también se contagie de otras experiencias, porque la Feria no sólo debe promover al libro sino también el cine, el teatro y todas las manifestaciones artísticas posibles.

Durante estos días, casi todos los medios de comunicación locales, se hicieron eco de las denuncias realizadas por los libreros sobre la realización de la Feria. Los libreros se quejaron porque no se cumplían con los acuerdos sobre la realización de la Feria del Libro y no se la promovía a una feria que tenía como fecha de inicio el 12 de septiembre, sin nunca ponerse a pensar que durante el mismo fin de semana se realiza la Feria del Libro en la vecina ciudad de Santa Fe. Es decir, que tanto para libreros como para editores, co-organizadores de la Feria junto al Municipio, la Feria es un evento más de tantos en donde exponer su stand y así poder vender más libros. No esta mal, no es reprochable, pero ellos no deberían ser los dueños de la Feria. Como lector y como cronista, puedo dar cuenta, de que hay cientos de editoriales y librerías de todos lados del país dispuestas a participar y a quienes nunca se ha invitado.

La Feria del Libro debe  pensarse, a diferencia de los festivales chavacanos que tan a menudo se ven en Paraná, como un creador de hábitos de lectura. Es decir, deben servir, para atraer a públicos diferentes.
En este sentido, hay que remarcar que a pesar del respeto que me merecen los escritores que serán parte del cronograma previsto, son autores que ya han presentado su libro durante el año, o lo que es peor, ya han estado en casi todas las Ferias anteriores. La Feria es un evento grande y tiene tanta potencia que puede atraer a personas que no habitualmente no leen, por eso es importante a quienes se convoca para dar charlas, talleres o recitales, ya que quienes no leen pueden convertirse en potenciales lectores, siempre y cuando se promueva una grilla de interés.
En síntesis, las Ferias del Libro, en cualquier lado del mundo están pensada de dos maneras: como una posibilidad excepcional para vender libros o como una ocasión para generar lectores. Esta última excepción, es la que quedó afuera de los criterios organizativos en Paraná.



Nosotros leemos ésto: