HISTÓRICO GOLPE A LA PATRIA CONTRATISTA

HISTÓRICO GOLPE A LA PATRIA CONTRATISTA
Por primera vez, se le permite a la prensa oficialista hablar de ellos


SACÁ EL BLOQUEO DE PUBLICIDAD EN NOTICIAS ER

SACÁ EL BLOQUEO DE PUBLICIDAD EN NOTICIAS ER
Los bloqueadores de publicidad no solo impiden nuestro trabajo, nuestra inversión en tiempo y plata, nos quitan independencia y TE ROBAN TUS DATOS DE NAVEGACIÓN .

¿Qué hacer con la basura?



El Arquitecto-. La generación de Residuos Sólidos Urbanos, conocidos comúnmente con el nombre de basura, tiene un efecto directo sobre el deterioro del medio ambiente, la salud humana y la calidad de vida de las futuras generaciones. ¿Qué soluciones se pueden aplicar?
Todos los residuos sólidos urbanos tienen como características principales que son inertes, fermentables, combustibles, tóxicos, infecciosos e inflamables, y a su vez están conformados por materiales orgánicos, que se descomponen fácilmente como hojas, ramas, cáscaras y alimentos del hogar, e inorgánicos  ya que su degradabilidad es larga como el plástico, telas sintéticas, papel o vidrio, y peligrosos como el material médico quirúrgico, pilas y baterías, ácidos y sustancias químicas corrosivas, entre otros.
Se rotulan según su su origen, que puede ser: domiciliario, industrial, hospitalario o comercial.

En Paraná, la mayor cantidad de basura es generada en los domicilios particulares.
Históricamente, en Paraná, al igual que en el resto de la Argentina con pocas excepciones predominó una visión de corto plazo que no tiene en cuenta todas las etapas de la gestión de los residuos urbanos y tampoco permite aprovechar las potencialidades de la recuperación y el reciclado.

El modelo de limpieza es limitado, poco eficiente, no aborda el problema en todas sus dimensiones y solo se ocupa de la limpieza, es decir que traslada el problema al eslabón siguiente de la cadena: de los hogares al sistema de recolección, del sistema de recolección al sistema de disposición final. No previene ni mitiga la contaminación ambiental que se produce por sistemas deficientes de disposición final y requiere ampliar el sistema de recolección o aumentar su frecuencia de forma permanente, al ritmo del crecimiento poblacional y las tendencias económicas que determinan el consumo. Se sabe que a mayor consumo, mayor basura. Y en Argentina, el crecimiento económico está atado al consumo, por lo tanto, al crecer la economía, crece el problema de la basura.
Si bien en Paraná, con la incorporación de contenedores se intentó en varias gestiones la implementación de políticas para promover la separación domiciliaria y el reciclado, nunca se tuvo en cuenta las posibilidades de comercialización de los materiales que pueden reutilizarse y reciclarse o la metodología para la disposición final.
Esto tiene que ver con que tanto desde el estado municipal, como del provincial se han realizado muy pocas o ninguna política de concientización sobre el buen tratamiento de los residuos y sobre las posibilidades de reciclaje. A esto hay que sumarle la burocratización de los empleados municipales que no cumplen con el servicio debido, lo que ocasiona que muchas veces los contenedores sean utilizados por los vecinos para arrojar ramas o escombros, dañando o colapsando los mismos.
Ni que hablar de que hace mas de cinco años se inauguró una planta de tratamiento de residuos con capacidad para tratar hasta 300 toneladas de basura, donde trabajan organizadamente en cooperativas, pero que debido a la falta de separación de basuras en los domicilios es muy difícil el tratamiento de la misma.

Una de las soluciones posibles que ha dado buenos resultados en otras ciudades es la incorporación de las campanas verdes, dejando los contenedores actuales para los residuos orgánicos y las campanas para los residuos que puedan ser reciclados como el papel o las botellas.

Si se quiere avanzar hacía una ciudad no sólo mas linda sino más saludable es necesario promover y fomentar la educación ambiental generadora del conocimiento sobre la problemática actual, la cultura del reciclaje para reintegrar los residuos al ciclo productivo, el saneamiento ambiental, hábitos ecológicos en protección del medio ambiente, la gestión integral de los residuos, respetar y cumplir el marco legal, prevenir la contaminación, aplicar las tres R del reciclaje (reducir, reciclar,reutilizar), una valorización energética y un vertido controlado. En este sentido, vale la pena rescatar la experiencia que vienen llevando adelante desde hace varios años desde los eco clubes, que le entregan plantines a los vecinos a cambio de papel.

Nosotros leemos ésto: