En qué consiste la negociación de Frigerio con los gobernadores

Martín Vázquez-. Rogelio Frigerio, el encargado de comprar las voluntades legislativas para aprobar el presupuesto, que es una ficción de Netflix, no necesita sentarse a discutir obras públicas con cada gobernador. Las obras públicas están paralizadas. Tampoco tiene que discutir ATN, préstamos, adelantos, cuestiones fiscales ni nada parecido. Solo tiene que poner sobre la mesa de negociaciones, en el CFI así los tiene todos juntos y tarda menos tiempo, tiene que poner sobre la mesa lo siguiente:




Luego, preguntar: ¿hay algo que los señores gobernadores deseen discutir sobre el presupuesto?
El silencio reinante será tomado como un aval para el presupuesto dibujado que quiera. Si quiere poner que la inflación va a ser igual que la EEUU, la situación social como la de Suecia, las reservas iguales a las de China, que lo ponga. Lo votan a dos manos.
Parafraseando a Fito Páez, Los Tumba los Gloria.