Me gusta la gente simple aunque yo soy complifcado



Manuel Ibiza-.



A veces me emborracho.
Y a veces no.
Los días son insoportables.
Uno tras otro
como un dominó de domingo
lluvioso y familiar.

A veces me emborracho.

Y a veces no.


A veces me emborracho.
Y a veces no.
Tengo un duende interno
que me recuerda,, a cada rato,
Que no.
Que no.

que la vida no la vale la pena.