La sutil elegancia de los Patriotas




Lucas Carrasco-.


-Buen día, Patriota.
-Cómo le va, Ministro de Soja. Gracias por recibirme.
-A un productor como usted no le puedo negar una audiencia. Siéntese.
-No hay sillas, Ministro.
- Un segundo. Secretaria, mándeme un negrito para que se ponga en cuatro patas, que Míster Patria tiene que sentarse. ¿Cómo que ya se murieron todos? ¡Te dije que no te olvides de darles de comer! Bueno, mandame algún periodista. Gracias.
-Ministro de Soja, disculpe pero...
-Sí, Míster Patria.
-¿No tiene uno más gordito? Si me siento arriba de éste le voy a hacer mierda la espalda.
-Sí, y podés quebrarte una pierna en la caída. Ya te consigo. Secretaria: reincorporá alguno de los echados así hace de silla.
-Gracias, Ministro.
-Dígame, qué necesita, Míster Patria. ¿Ya cobró el subsidio por sequía?
-Sí
-¿Y por Llovía?
-También
-¿Y el subsidio por si no hay luna?
-Sí, el de Lunía también lo cobré.
-¿Y el de si hay luna?
-Ah, no sabía que por luna nos daban otro subsidio.
-Sí, firme acá, Míster Patria.
-¿Tengo que dejarle un bono?
-Nooo, tranqui. Ponga su número de DNI ahí. Lo recaudamos con las facturas de luz.
-No me lo acuerdo mi número de DNI.
-Qué macana, no puedo pagarle...
-¡Cuánta burocracia!
-Perdón, Míster Patria, perdónnnnnnnn
-No hace falta que se arrodille.
-Es la costumbre.
-Y sí, los patriotas somos así.
-Qué gran país tenemos.
-No, qué gran país somos.
-Cierto. El único problema de Argentina es que hay argentinos.
-Donde hay un argentino no se puede sembrar, porque está pisando el suelo.
-Por eso. En vez de copiar lo bueno de los grandes países como Alaska, Antártida, Júpiter...
-Sí, copiamos lo peor. Fijate el narcoestado, Holanda. Está lleno de holandeses.
-Por suerte nosotros estamos aliados a Colombia, Perú,. Bolivia, México, Brasil
-Y sí, no nos vamos a aliar con los narcoestados como Holanda.
-Qué lo trae por acá, Míster Patria. ¿Le sirvo un café, quiere llevarse alguna estatua, algún escritorio? Tome lo que quiera, estamos para ayudar a nuestros productores.
-No, gracias, ya pasé por el Banco Central. Fui con el camión a ver qué había.
-Y sí, hay que aprovechar ahora, que estamos liberando las fuerzas productivas del mercado, antes de que vuelvan a gobernar los negros que viven de planes sociales...porque sí, se puede. SÍ, SE PUEDE. Vamos con las palmas:¡¡¡Sí, se puede!!! ¡¡¡Sí, se puede!!!!...¿se durmió, Míster Patria? ¡Ey, shhh, despierte! Ey. Míst....Secretaria, se acaba de morir Míster Patria. No, no sé, debe ser el colesterol. Revísele los bolsillos a ver qué tiene. Y afuera tiene que haber un camión. Lléveselo a mi casa, no sea cosa que...claro, hay tanta inseguridad.