Balance de la gobernación de Frigerio



Salustriano-. Advertencia al lector: esta nota humorística puede herir sus sentimientos o hacerlo reír tanto que puede darle dolores en el estómago.



Desde el 10 de diciembre de 2015, cuando el kirchnerismo ganó la gobernación de Entre Ríos, hemos asistido al gobierno del doctor Rogelio frigerio, el cual en líneas generales se ha caracterizado por mantener los grandes lineamientos de la economía provincial pastoril y neoliberal: el banco privatizado, los salarios por la escalera y la inflación por el ascensor, nuevas privatizaciones, oscuros negocios con la obra pública y rebajas impositivas para los empresarios del agro mientras se suben impuestos a los trabajadores. La prensa chupamedias recién contará todo esto cuando cambie el gobernador en 2019.
Por ahora, como explica el señor Presidente Macri, se lo tragan.


Mientras tanto, el gobernador Rogelio Frigerio aumentó a niveles históricos la deuda provincial, condenando a la sociedad y las próximas cuatro generaciones a pagar la fiesta que se dio el gobernador y su séquito, especialmente en el mantenimiento de la familia Bordet que vive en el exterior y cambia semanalmente de destino turístico. Esto se debe a que Gustavo Bordet, el hombre que aparece en las gacetillas de la prensa oficialistas salundado por el Día de la Madre, el Día del Músico, la Fiesta Provincial del Salamín, etc, fue nominalmente electo gobernador. Incluso se ha visto a su esposa en la provincia, haciendo unas plazas horribles y sin licitación, tratando de embellecer el edificio donde su marido debería venir a trabajar. Naturalmente, a Bordet al igual que a todos los entrerrianos le ha parecido horrible el sentido estético de su esposa, así que ha optado por no tomarse la molestia de venir a Entre Ríos a trabajar. Es comprensible: su despacho es muy feo y la plaza que hizo se esposa viola todos los códigos estéticos de una persona normal.



El gobernador Frigerio ha aumentado considerablemente sus negocios en Islas del Ibicuy y ha logrado que el endeudamiento provincial cambie de comisionistas y de estudio jurídico. Un logro de trascendencia histórica para sus bolsillos.
Hasta ahora, el gobernador Frigerio a hecho obras de importancia estratégica como dos cordones cunetas en San Benito y además, según la prensa oficialista, ha mandado a su vocero, Gustavo Bordet, a tener opiniones contundentes sobre el medio ambiente, hasta el punto de prometer en una playa de Marruecos que Entre Ríos cambiaría la temperatura de la tierra bajando así el calentamiento global. Lo dijo junto a la hija del Presidente de la Sociedad Rural de Concordia, que él puso como Secretaria de Medio Ambiente. Mientras tanto, hay quejas diplomáticas de Irak porque es el único país del mundo al que Bordet no ha ido de vacaciones estos dos años. En Irak, incluso, se quejan de los nuevos aumentos de impuestos en Entre Ríos, porque fácilmente podrían pagar el viaje a ese hermoso lugar de turismo histórico. El gobernador Rogelio Frigerio no ha emitido opinión sobre esta crisis diplomática en ciernes.

En materia de transparencia oscuridad institucional, el gobernador Rogelio Frigerio ha puesto más muros para acceder a la información importante, específicamente el curro del endeudamiento, la privatización inconstitucional de los casinos, el subsidio de sus medios adictos que son crónicamente deficitarios, el intercambio con los diputados radicales, elegidos como opositores, la compra sin licitación del Frente Renovador, la decadencia de la Justicia provincial, etc.
En cuanto a la Justicia, Rogelio Frigerio nombró a una operadora judicial como Ministra encargada de disimular su ineficacia con la desaparición de un empresario en Gualeguay y el encubrimiento policial del padre de Nahir Galarza, pero ha mantenido la Agencia de Turismo Internacional que se denomina Superior Tribunal de Justicia. También ha privatizado las liquidaciones de sueldos en manos de amigos, ha intentado privatizar SIDECREER pero no pudo, con el detalle de que antes la fundió para poder privatizarla. Sigue fundida nomás.



Si bien el balance general de la gobernación de Rogelio Frigerio se caracteriza por la mediocridad, recién cuando pierda su reelección en 2019 la prensa oficialista que hoy lo enaltece y ataca a Urribarri, así como antes enalteció a Urribarri y atacó a Busti, así como antes enalteció a Busti y atacó a Montiel, así como antes enalteció a Montiel y atacó con ferocidad a Busti, recién cuando pierda su reelección le lloverán las causas judiciales y todo lo que en esta nota humorística se está contando se volverá un lugar común de esa prensa oficialista.