Arroz con atún

Joakito-.




Te quedaste dormido y no llegás.
Saliste con el bocho quemado del laburo
de tanta perorata pedorra que te dicen
solo porque sos mina.
Viajo y no entiendo el silencio ante el apretón
ante el enlatado y las apoyadas. Sudo y pienso...

Que bonito, que ganas de llegar a casa, enjuagarme
la cara y cocinar.
El arroz se cocina en 12.
No hay quesito ni aceite, abrís la alacena
y está el atún de oferta por vencer
de esa cena perfecta que no fue,

2 como mucho 3 más.

¿Sumaste? 15, son 15 minutos lo que tarda
el amor.

Sentarse a la mesa y comer
o ver comer lo hecho-

Si todavía les sorprende por que
en estos tiempos de ajuste y aprietes
puedo sonreír aún,
no hay magia ni secreto es algo tan sencillo
como un arroz con atún