La derecha cipaya y vendepatria se niega a creer en la teletransportación




Lucas Carrasco

Claudia Mizawak surgió de Star Trek. La derecha cipaya y vendepatria anda negando que Mizawak no pueda cobrar viáticos por estar en Formosa mientras la Dirección de Migraciones la registra en Buquebús con destino a Montevideo, como si Formosa no estuviera al toque nomás de Uruguay. A un pasito. Para colmo, se quejan de que el mismo día firme fallos como si estuviera en Paraná. Epaaa, USTEDES ODIAN LA PATRIA GRANDE. Vienen por todo. Como Videla, Massera y Agosti. O Tiburón, Delfín y Mojarrita. Que fueron un poco mis héroes de la infancia. Era eso o Tincho Carpincho. Ganaban Tiburón, Delfín y Mojarrita. Más vale.
"Partículas elementales como los electrones y partículas de luz existen 'per se' en un estado deslocalizado 
en el espacio", explicó una vez el científico Alexander Szameit, de la Universidad alemana de Jena. Universidad que, probablemente, esté infiltrada por el kirchnerismo como la OEA, la ONU, la CIDH y Unasur, pero eso no quita que sea real. O sea, estas partículas pueden con cierta probabilidad estar en lugares diferentes al mismo tiempo. ¡Como Mizawak! "Dentro de un sistema de este tipo extendido a través de múltiples sitios, es posible transmitir información desde una ubicación a otra sin ninguna pérdida de tiempo".
La ciencia, además de la parapsicología y la patafísica tienen argumentos contundentes para explicar por qué Mizawak estaba viajando a las playas de Brasil mientras cobraba viáticos por estar en Buenos Aires y firmaba fallos desde su despacho en Paraná. Hay que abrir la mente. Y los corazones. Y saber, ante todo, respirar. Como enseña el Ravi Shankar, ese indio con pinta de Ben Laden medio maricón que reconforta a los ricos con culpa del mundo.
La teletransportación es ya un proceso real. Anticipado en el cuento La máquina desintegradora de Arthur Conan Doyle. Eso permitió que Mizawak muestre su pasaporte en Chile, previa escala en Mendoza, mientras cobraba viáticos por estar en CABA. El poder de la mente. Teletransportación. Estar en distintos lugares a la vez. Como por ejemplo, el día que firmaba esos asuntos menores del Superior Tribunal de Justicia de Entre Ríos y a la vez estaba en Paraguay: si se lo piensa bien, en realidad, la capacidad de teletransportación es una cualidad única de Mizawak (porque, en cambio, lo de Chiara Díaz es sí una chantada) que puede ayudar a la integración regional y, por qué no, mundial. Al llevar su mensaje de paz, amor y viáticos a todos los rincones del planeta -el mismo día, para no perder tiempo- está también contribuyendo a arraigar la cultura popular. Por ejemplo: ¿acaso Papá Noel no está en el mismo momento en distinto lugares? ¿Y los Reyes Magos? ¿Y MacGyver? Acaso MacGyver no podía estar un día en un ignoto país de Europa del Este y al otro día en África y a la vez charlando lo más pancho con el pelado de la agencia secreta que era su jefe. Sí. Teletransportación, muchachos. Creer o reventar.

Suscribirse